El uso de coche privado gana enteros durante el Estado de Alarma

El Real Automóvil Club de España – RACE presenta la tercera oleada del Observatorio de Conductores, centrada en el uso del coche privado durante la crisis del coronavirus y en las previsiones para cuando se levante el Estado de Alarma.

Entre todas las respuestas destacar que el 20% de los encuestados que iba al trabajo en transporte público cambiará al coche privado cuando todo esto haya acabado, mientras que todos los que lo hacían antes de la crisis lo seguirán haciendo después. No sólo eso, es estudio indica que el 25% de los conductores habituales pero que se desplazaban andando al trabajo también usarán su coche para sus desplazamientos laborales cuando acabe el confinamiento.

Uso del coche durante el confinamiento

El 70% de los encuestados afirma haber tenido que conducir durante el confinamiento en algún momento. Entre ellos, el motivo más recurrente ha sido para hacer la compra (83%), muy por delante de otras casuísticas, como por ejemplo ir a la gasolinera (53%), trabajar o ir a la farmacia (39% ambas), o ir a casa de familiares mayores o dependientes (22%). Un 9% afirma haber utilizado el coche para actividades en las que, antes del confinamiento, usaba otra forma de desplazamiento.

El mismo porcentaje (3,5%) ha sufrido alguna incidencia durante sus desplazamientos. De ellos, la mitad (48,4%) han necesitado de la ayuda de asistencia en carretera.

Viajes

Más de la mitad de los conductores (55,5%) han tenido que cancelar un viaje por carretera. Entre ellos, más de la mitad han sido desplazamientos de fin de semana, pero también vacaciones largas (32%), viajes de trabajo (17,5%) y eventos familiares (bodas, bautizos, etc, con un 14,5%).

Las videollamadas, usadas por tres de cada cuatro encuestados, irrumpen con fuerza como medio para estar en contacto tanto a nivel personal como profesional.

Mantenimiento del vehículo en la cuarentena

Desde que arrancó la cuarentena, más de la mitad de los conductores ha repostado (53%), un 43% ha comprobado el estado de la batería y aproximadamente uno de cada cinco han revisado la presión de los neumáticos. Un 20,6% afirma que no ha realizado ninguna operación relacionada con el mantenimiento o la revisión del vehículo.

Opinión del editor

Que haya una fuga del transporte público al privado me parece lógica debido a las nuevas medidas sanitarias y sobretodo al miedo al contagio. Y también lo puedo entender porque hay mucho menos tráfico en las carreteras y en las entradas a las ciudades. Y como no! que encontrar aparcamientos no es una tarea imposible. Pero una fuga de ir andando a la oficina para volver al coche, la verdad, no la entiendo, esperemos que el RACE nos lo aclare algún día.

Fuente de la noticia: área de prensa del RACE

Redacción

Redacción

Leer Anterior

¿Hay dos Europas frente al COVID-19?

Leer Siguiente

Feliz Día Mundial de la SEGURIDAD y la SALUD en el TRABAJO

Deja tu respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad
X